.

www.theafricanexperiences.com

.

.

lunes a jueves: 10 a 17h

viernes: 10 a 14:30h

 

Safaris con los mejores lodges y en tiendas totalmente equipadas.

Los emplazamientos más exclusivos de África te están esperando, al borde del Río Mara, en el interior del Norongoro o en el Delta del Okavango. No renuncies a las máximas comodidades y prestaciones en nuestra selección de alojamientos.

Voluntariado con personas o animales, practica tu inglés colaborando.

Todos los proyectos de voluntariado con los que colaboramos, los conocemos, los hemos visitado y sabemos de primera mano cuáles son los que de verdad están ayudan a la comunidad local y a la conservación de la zona.

Haz el safari que quieras conduciendo tu 4x4 y con plena independencia.

Si eres un auténtico aventurero, te ayudaremos a preparar tu safari en un todoterreno 4x4 totalmente equipado, confeccionando la ruta y llevando los campsites, entradas a parques y todo lo necesario reservado, el ritmo lo pones tú.

Namibia / Parque Nacional Namib-Naukluft

 

parque nacional namib-naukluft

340

De sur a norte: entre el río Orange y Lüderitz

El desierto del Namib se inicia en la frontera sudafricana,  definida por el río Orange.  Al norte se encuentra una  concesión diamantífera de acceso  restringido, la Restricted Diamond Area Sperrgebiet, cuyo límite se encuentra en la carretera nacional B4, que atraviesa el desierto entre las ciudades de Aus, en el interior, y Lüderitz, en la costa, a doscientos kilómetros del fronterizo río Orange.

Muy cerca de Lüderitz se encuentra la ciudad fantasma de Kolmanskop, devorada poco a poco por la arena del desierto. En su tiempo fue la penúltima parada de la línea férrea que une Aus con Lüderitz y prosperó gracias a los diamantes, pero cuando éstos desaparecieron de las cercanías, la ciudad fue abandonada.

 

340

El Namib Naukluft Park

Al norte de la línea férrea que une Aus con Lüderitz y hasta el río Kuiseb, al norte, se encuentra el Namib Naukluft Park, una región deshabitada junto al mar que tiene unos 320 km de longitud y alrededor de 120 km de anchura. Está formada en su mayor parte por dunas de hasta 300 m de altura. Las más cercanas al mar forman alineaciones paralelas a la costa debido a los vientos dominantes del oeste. Su origen está en las arenas arrastradas por el río Orange del interior del Kalahari, que son depositadas en el mar y llevadas luego hacia el norte por la corriente de Benguela. En el interior, sin embargo, durante una época del año, los vientos soplan en dirección contraria y, a unos 80 km del mar, las dunas tienen forma estrellada.

En el centro geométrico de Naukluft se encuentra una de las zonas más interesantes de la región, el área de Sossusvlei, a la que se accede desde la zona de acampada de Sesriem, a la entrada del parque. Sossusvlei recibe este nombre por los lagos (vlei) que se forman en esta zona cuando llueve. Muchos de ellos están secos desde hace cientos de años y en este caso reciben el nombre de Deathvlei, de gran belleza por su fondo blanco y plano rodeado de dunas de color cobre de trescientos metros de altura, adornados además con los esqueletos de las acacias muertas que aparecen diseminadas por su interior.

Es fácil encontrar en Sossusvlei lagos vivos después de un episodio de lluvias y ver en ellos alguna de las 180 especies de aves que se han encontrado en el Namib. A Sossusvlei se accede siguiendo el amplio valle del Tsauchab, rodeado de dunas cobrizas. Allí se encuentra la famosa duna 45, a la que ascienden los visitantes al amanecer para ver la salida del sol. Sus 300 m no pueden competir, no obstante, con la duna 7, la más alta del mundo, de 380 m de altura. Las dunas más cercanas al mar y paralelas a la costa están numeradas como si fueran calles, pero las dunas interiores, en forma de estrella, tienen números particulares. La duna 45 recibe este nombre porque se halla a 45 km de Sesriem. A 4 km de esta zona de acampada se encuentra el cañón de Sesriem, que también merece una visita.

El color de las dunas es debido a las arenas del Kalahari, que tienen un alto contenido en hierro, y que dan nombre al río Orange también, que es quien las deposita en la costa para que luego el viento las lleve hasta el interior del Namib. Las dunas están formadas básicamente de cuarzo, pero basta con acercar un imán a la arena para separar las limaduras de hierro que abundan como muchos otros minerales en esta región.

340

El desierto del Namib se extiende a lo largo de la costa de Namibia, entre el río Orange, que marca la frontera con la República de Sudáfrica, al sur, y el río Kunene, que marca la frontera con Angola, al norte. Tiene una longitud de unos 1.600 km, una anchura que varía entre 80 y 200 km y una extensión cercana a los 80.000 kilómetros cuadrados. Su nombre, Namib, significa ?enorme? en lengua nama.

Algunos geógrafos consideran que el biotopo o la ecorregión propiamente dicha (tal como está definida por Fondo Mundial para la Naturaleza [WWF]) se extiende entre el río Uniab, 200 km al norte de Cape Cross, y la población de Lüderitz en el sur. La parte del Namib que se extiende al norte del río Uniab se denomina desierto de Kaoko y se adentra en Angola; tiene un río siempre con agua, el Kunene, llueve más (hasta 100 mm en tormentas esporádicas de octubre a marzo) y la fauna y la flora son más abundantes. La parte del Namib que se extiende al sur de Lüderitz se denomina Karoo (Karoo suculento y Karoo nama) y se adentra notablemente en Sudáfrica; tiene un río siempre con agua, el Orange, en otro tiempo poblado de hipopótamos, y se caracteriza por ser la región del mundo más abundante en especies de plantas suculentas (más de 10.000).

El Namib está considerado el desierto más viejo del mundo y se tiene constancia de que ya existía durante la Era Terciaria, hace 65 millones de años, época en que se extinguieron los dinosaurios.

 

340

Ecosistema

El Namib se divide en dos regiones climáticas, divididas en el centro por la bahía de Walvis Bay y el trópico de Capricornio. Al norte, las lluvias aumentan progresivamente y oscilan entre los 20 mm de la costa y los 85 mm del interior, y siempre se reciben en verano. Al sur, en la reserva de Namib Naukluft Park y hasta el río Orange, las lluvias son incluso más escasas y esporádicas y pueden aparecer en cualquier época del año. En esta zona, las temperaturas son más bajas, y no son extrañas las heladas durante el invierno.

En todos los casos, el límite del desierto lo marca una cadena montañosa que recibe el nombre de Gran Escarpe. En el norte, este sistema montañoso es atravesado por diversos ríos estacionales que alcanzan la costa y sirven de corredor a la fauna y a la flora, pero desde el cañón de Kuiseb, en las cercanías de Walvis Bay, hacia el sur, la barrera de dunas convierte el desierto en una barrera infranqueable.

La costa está recorrida de sur a norte por la corriente de Benguela, de aguas muy frías y ricas en nutrientes y en plancton, con una gran abundancia de peces y una nutrida colonia de osos marinos. El agua fría del mar y los vientos constantes hacia tierra favorecen la presencia de nieblas costeras al menos 180 días al año, que hacen que las temperaturas sean muy inferiores en la costa a las del interior del país, que superan con facilidad los 45 °C en verano.

La vida en el desierto del Namib está asociada a varios factores. Entre ellos, las nieblas, que favorecen la existencia de determinadas plantas y animales adaptados a esta aportación extra de humedad, como un tipo de escarabajo característico del Namib, del género Stenocara, cuyos élitros están diseñados para hacer que los húmedos vientos matinales depositen gotitas de agua sobre su espalda.

Otros factores que favorecen la existencia de vida son la estrechez del desierto, que permite la incursión desde zonas donde hay herbazales de los animales de gran tamaño, y la presencia de cañones y valles, que aunque en el sur no atraviesan las dunas, dan lugar a charcas y pozas donde se puede encontrar agua. En el norte, estos valles llegan hasta el mar y se convierten en corredores de vegetación de fácil acceso.

Estos factores permiten la presencia en el Namib de animales como oryx, antílopes, avestruces, chacales, hienas y caballos salvajes en el sur, y además de éstos, en el norte se encuentran elefantes, cebras, leones, y jirafas.

En cuanto a la vegetación, la especie más notable del Namib es la Welwitschia mirabilis, una planta adaptada a la vida en el desierto que puede vivir hasta dos mil años. Fue descubierta en 1860 en el sur de Angola por el austriaco Friedrich Welwitsch, y los ejemplares más grandes se encuentran en el Welwitschia Fläche, en una llanura desértica, 50 km al este de Swakopmund. El aspecto de la planta, que sólo crece en el Namib, es el de una inmensa zahahoria prominente (la mayor tiene 1,5 m de altura), de la cual emergen dos hojas anchas y rastreras que pueden crecer más de seis metros y que en sus extremos se deshilachan.

 

 

< volver

 

Compartir